Inicio Política La jueza del caso Supercopa que investiga a Rubiales y Piqué imputa...

La jueza del caso Supercopa que investiga a Rubiales y Piqué imputa a dos directivos de la Tratado y al abogado González Cueto



La jueza Majadahonda que está investigando el contrato de la Supercopa con Arabia Saudí y otros negocios sospechosos en torno al expresidente de la Federación Española de Fútbol, Luis Rubiales, ha levantado este miércoles el secreto de sumario que pesaba en parte de la causa, que investiga de corrupción en los negocios, administración desleal y el blanqueo de capitales.

Los investigados son un total de nueve personas. Además de Luis Rubiales y Kosmos, la empresa de Gerard Piqué, por el contrato que hicieron para exportar la Supercopa y por el que la RFEF recibió 40 millones anuales y el futbolista del Barça, 4 millones anuales, aparece como imputado Tomás González Cueto. Hasta la semana pasada estaba contratado por la RFEF como presidente de la Comisión externa, que debía valorar el contrato, además de ser el abogado de referencia de la Federación a través de su bufete G&C y mano derecha de Rubiales. Cueto fue uno de los siete detenidos por los agentes de la UCO (la división de corrupción de la Guardia Civil) cuando acudieron a registrar la sede de la Federación de Fútbol para conseguir la información que pedía la jueza y que no se le estaba enviando. Se llevaron discos duros y volcaron miles de mails.

También está investigado Francisco Javier Martín Alcaide, alias Nene, empresario hotelero y amigo de Rubiales, que le acompaña ahora en República Dominicana, a la espera de que regresen a España el 6 de abril, cuando serán detenidos. También su mujer, Purificación Rufino será llamada a declarar. Ramón Caravaca, abogado de la Federación a través del bufete de Cueto es otro de los investigados en la causa por corrupción. Tanto Cueto como Caravaca trabajaban hasta hace una semana en la RFEF llevando temas de calado. Cuando los agentes de la UCO entraron el pasado miércoles, la Federación informó de que les rescindía el contrato y los servicios que prestaban para la entidad –que es privada pero declarada de “utilidad pública”–.

Otro empleado de la RFEF que será llamado como investigado es Pedro González Segura, director del departamento de Servicios Jurídicos (apartado también el pasado miércoles). Su hermano Ángel, dueño de la empresa Grunconsa y relacionado con posibles irregularidades en las reformas del estadio de La Cartuja, le acompaña en la imputación, así como José Javier Jiménez, director de Recursos Humanos de la RFEF

(Información en ampliación)



Fuente