Inicio Política Vox abre la puerta a apoyar a Feijóo sin entrar en el...

Vox abre la puerta a apoyar a Feijóo sin entrar en el Gobierno para impedir que Sánchez sea investido


El partido de extrema derecha Vox ha reiterado las palabras de su líder, Santiago Abascal y se ha abierto este domingo a apoyar una investidura de Feijóo sin entrar en el Gobierno para evitar que Sánchez vuelva a ser presidente. “No seremos un obstáculo para evitar un Gobierno de destrucción nacional”, dijo Abascal en su día. Él y su partido consideran que otro gobierno de Sánchez “constituiría una grave amenaza al orden constitucional y a la convivencia” pero no mencionan que, a pesar de su apoyo, a Feijóo siguen sin darle los números para ser presidente.


ANÁLISIS | Feijóo y la “mayoría social” de que te vote Txapote

Más

“Vox quiere manifestar su preocupación ante la posibilidad de que el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, sea investido presidente con los apoyos del prófugo de la Justicia, Carles Puigdemont, Bildu, PNV y ERC, cuya secretaria general fugada en Suiza, Marta Rovira, es la encargada de negociar con el PSOE dicho acuerdo”, señalan en una nota de prensa.

Los de Abascal denuncian que “dicho gobierno constituiría una grave amenaza al orden constitucional y a la convivencia, con la posibilidad de que Sánchez incluso concediera un referéndum de autodeterminación, tal y como le reclaman los sediciosos, lo que supondría un golpe de estado promovido por el propio gobierno que probablemente conllevaría una ruptura de la convivencia y la paz social”.

“Ya en la pasada legislatura Sánchez indultó a los golpistas condenados por el Tribunal Supremo por los delitos de sedición y malversación, y posteriormente reformó el código penal para eliminar la sedición y rebajar el de malversación. Todo ello como peaje a ERC, uno de sus socios durante la legislatura. Ahora, que necesita el apoyo activo de Junts y Bildu, el simple inicio de negociaciones con esas fuerzas constituye una grave amenaza a los fundamentos del orden constitucional”, continúan.

Lo que no mencionan es que, aunque Vox apoyase la investidura, los números no le darían a Feijóo para ser presidente si no es con una abstención activa, más allá de los síes de UPN y -tal vez- de Coalición Canaria, que no pase por partidos nacionalistas o lo que denomina “golpistas condenados”.

“Así, los 33 diputados de Vox apoyarían una mayoría constitucional en la cámara baja que permita formar un gobierno que evite dichas amenazas. Vox no será la excusa de nadie ni el impedimento para evitar un gobierno de quienes pretenden destruir los fundamentos de la Constitución”, señalan los de extrema derecha.

El PP ya asumió que Vox tendría peso en el Gobierno

Una semana antes de las elecciones, el mismo Partido Popular asumió que Vox tendría peso en el Gobierno aunque Feijóo consiguiese gobernar en solitario.

Y es que el PP ha ido asumiendo los postulados de Vox desde las elecciones autonómicas y municipales del 28 de mayo, tras las que ambos partidos han pactado para compartir gobierno en diferentes lugares. Este mismo viernes se cerró el pacto de Gobierno en Aragón, que asumía exigencias de la extrema derecha como el fin de la ley de memoria, aplicar el veto parental, reformar la ley trans, suprimir la Dirección General de Política Lingüística o rebajar el Impuesto de Sucesiones y Patrimonio.

Antes de Aragón vinieron la Comunitat Valenciana, Illes Balears, Castilla y León o Extremadura, donde los de Feijóo no han tenido problemas en pactar con los de Abascal y asumir varias de sus medidas. Algunas ya se están notando, como la retirada de banderas LGTBI de las instituciones, la negación de la violencia machista o la censura de eventos culturales.

Feijóo ve el apoyo como un “avance”

El presidente del Partido Popular ha calificado de “avance en el ámbito del constitucionalismo” la nueva postura de Vox y ha manifestado que buscará “un acuerdo amplio y constitucional” para poder gobernar en solitario.

“La propuesta que hago es de un gobierno en solitario del Partido Popular. Es necesario un partido para un gobierno y no 24 partidos gobernando en España. Tantos partidos para gobernar, con ideologías distintas e intereses políticos contradictorios, es lo contrario de la gobernabilidad de nuestro país”, ha asegurado Feijóo en un acto en Cambados (Pontevedra).

El líder PP, que se reunió en secreto con Abascal tres días después de las elecciones para hablar de lo que venía ahora, ha explicado que su propuesta de gobernabilidad se basa en un “acuerdo amplio y constitucional para seguir y proseguir en las reformas que necesita España”. “Mantener vigente la Constitución y avanzar como lo hacen los países de Europa, para crear el empleo, financiar las pensiones y mejorar los servicios públicos. En eso consiste gobernar, lo demás simplemente es resistir”, ha afirmado.

Así, Feijóo ha reconocido que plantea tres escenarios diferentes para España después de las elecciones del 23 de julio. El primero de ellos, como ha detallado, es el bloqueo y una nueva repetición electoral, “como ocurrió con el señor Pedro Sánchez en el año 2015 y en el año 2016”. El segundo, ha continuado, es una investidura del actual presidente del Gobierno en funciones y líder del PSOE, Pedro Sánchez, “a cambio de debilitar el Estado, de disminuir los intereses generales y de quebrar el principio de igualdad de los ciudadanos”.

El tercer escenario es ese “acuerdo amplio y constitucional” en el que Feijóo dice que seguirá trabajando durante las próximas semanas. “Estoy convencido de que es necesario dar certezas en este momento de incertidumbre. Es necesario apostar por la gobernabilidad y la centralidad de nuestro país, y es necesario mandar un mensaje de que es imprescindible un acuerdo amplio, constitucional, para hacer las reformas que España necesita”, ha indicado.



Fuente