Cepyme avisa de que cifras de negocio empresarial apuntan a una "desaceleración", que se agravará por el BCE


«Se ha confundido normalización con bonanza para aplicar una política de aumento de costes y más gravámenes para las empresas», denuncia

MADRID, 21 Jul. (EUROPA PRESS) –

La Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa (Cepyme) ha alertado este viernes de que las cifras de negocio empresarial apuntan a una «preocupante desaceleración» de la actividad y ha advertido de que esta situación se agravará en los próximos meses como consecuencia del endurecimiento de la política monetaria del Banco Central Europeo (BCE).

Según apunta Cepyme en un comunicado, las cifras de negocio empresarial han pasado de reflejar una «falsa bonanza» que era resultado de su normalización, después de la complicadísima situación vivida durante 2020 y 2021, a apuntar una «acusada desaceleración» que resulta acorde con un importante freno que viene registrando la economía desde la segunda mitad de 2022″.

La patronal de las pymes ve con preocupación la caída que por segundo mes consecutivo registra el Índice General de Cifra de Negocios Empresarial, que presentó en mayo una variación anual del -2,7%, en tasa desestacionalizada, y del -2,5%, en tasa original.

Cepyme he destacado el deterioro de la cifra de negocio del sector del comercio, en línea con la caída del gasto en consumo final de los hogares en la parte final de 2022 y principios de 2023. Según Cepyme, esto va acorde con un escenario en el que la pyme contribuye a la contención de la inflación para no perder clientes, a pesar de que sus cuentas se ven muy afectadas por las alzas de costes.

En paralelo, la patronal señala que la situación de la industria resulta bastante compleja en un escenario en el que su demanda no acaba de responder. Cepyme ha llamado la atención sobre la atonía de la cifra de negocios de la industria y advierte de que tendrá continuidad en los próximos meses, tal y como se observa en los indicadores adelantados que apuntan que el descenso de los nuevos pedidos se acelera y su cartera se debilita. Para la Confederación, estos datos evidencian la necesidad de dar apoyo firmemente a un sector estratégico para el conjunto de la economía.

Por otra parte, la patronal ha destacado el mejor desempeño de los servicios, beneficiados por el impulso dado por el turismo internacional, si bien la senda de crecimiento de su cifra de negocio marca una clara desaceleración en un contexto de importantes alzas de costes.

FRENAR COSTES Y CAMINAR HACIA REFORMAS Y MEJOR FISCALIDAD

Con todo, desde Cepyme ha advertido de que no se pueden utilizar las cuentas empresariales como «coartada» para gravar más a la empresa, elevando sus costes, al tiempo que el marco regulatorio ha seguido tornándose más complejo y perjudicial para la actividad.

Por ello, en escenarios como el actual, Cepyme ha recalcado que el mejor revulsivo son las reformas estructurales que impulsan el crecimiento potencial y benefician el crecimiento empresarial.



Fuente